Literatura

Globalización textil: lo que se oculta detrás de la moda

La escritora alemana Imke Müller-Hellmann tomó del armario sus prendas predilectas de calzar y vestir y salió al encuentro de las costureras que realizaron cada una de esas prendas. Con todas ellas las -prendas- en una maleta y una beca que la Fundación Robert Bosch le concedió tras dos años de gestiones para que pudiera viajar por medio mundo.
Buena parte de nuestros objetos de uso cotidiano, como la ropa, provienen de otros países. Poco sabemos en la era de la globalización de las personas que las producen. Müller-Hermann se propuso conocer el origen exacto de su ropa, saludar y conversar personalmente con las costureras que participaron en la producción de sus vestimentas, para interiorizarse acerca de sus interminables jornadas de trabajo en los talleres del “made in China, Bangladesh o Vietnam”, y saber bajo qué condiciones trabajan. Hacer el mismo viaje que sus prendas, pero al revés, para entender cómo funciona la industria textil que hace más de veinte años se ha convertido en una muestra ejemplar de la globalización.

“Quise conocer a las personas que se ocultan detrás de los objetos que uso, también para conocer mejor las cosas que utilizo”.

 

Müller-Hellmann

Para ello, según cuenta en su libro aparecido el año pasado en Alemania, escribió decenas de correos electrónicos a los gerentes de producción de las fábricas solicitando tener la posibilidad de conversar con las costureras. “Para agradecerles y escribir un retrato de cada una”-  según confiesa. “Quise conocer a las personas que se ocultan detrás de los objetos que uso, también para conocer mejor las cosas que utilizo”, comenta Müller-Hellmann.  Previamente, había investigado a través de las oficinas centrales de la marca, en qué taller se había cosido su prenda favorita indicando, por ejemplo, el número del código de barras, y solicitando el nombre de alguna persona con responsabilidad en la fábrica que le autorizara el ingreso y le facilitara realizar entrevistas con las costureras.  Una vez reunida esa información, inició un viaje de investigación que la llevó por algunos países asiáticos, pero también por Alemania y Portugal.

 

Foto: Sitio oficial de Imke Mueller-Hellmann, autora del libro La gente hace ropa: un viaje por la industria textil mundial

Tres de sus prendas favoritas son chinas, el país donde mayores dificultades tuvo para sus investigaciones durante las cuatro semanas que pasó allí. No solamente porque nadie comprendía que alguien en su sano juicio quisiera estrecharle la mano y agradecerle a la costurera de sus ropas, sino por el enorme hermetismo que rodea a todos los procesos relacionados con la producción y las condiciones de trabajo. Mucho más si el curioso resulta ser un extranjero. En Hong-Kong, narra la autora en una entrevista radiofónica con la emisora SWR2, se encontró con una situación radicalmente distinta. Allí le fue posible dialogar con dos costureras que trabajan cosiendo ropa interior para la empresa textil alemana “Schiesser”.

“Para un calzoncillo demoro un minuto, incluyendo la eliminación de las hilachas”, relata una de ellas.”  A mí me pagan por pieza producida. Trabajo seis días por semana a razón de doce horas diarias”, comenta. En Bangladesh tuvo la suerte de conocer a dos de las empresas textiles modelo del país en cuya capital, Dacca, existen entre tres y cuatro mil talleres clandestinos de costura.

¿Qué conclusiones arroja Müller- Hellmann de su trabajo? Una es que como consumidores conscientes debemos involucrarnos e interceder más para que crezcan solo las marcas certificadas, que son aquéllas que envían auditores externos a sus empresas proveedoras para controlar las condiciones de trabajo. La otra conclusión tras haber visto tantas fábricas textiles es que podamos encontrar soluciones más radicales para impedir que siga proliferando la explotación humana. Me gustaría que continuásemos reflexionando en torno de alternativas económicas que no pongan a las ganancias por delante del hombre y del medio ambiente, concluye Müller-Hellmann.  

✉ COMENTARIOS

LEAVE A RESPONSE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Periodista. Autor del libro “JORGE: encuentros con alguien que no quería ser Papa”, biografía del papa Francisco editado en alemán. Nació en Argentina pero vivió la mayor parte de su vida en Alemania, donde trabajó durante muchos años para la Deutsche Welle, entre otros medios importantes de Europa. Trabajó como traductor e integró el departamento de medios de AFA (Asociación de Fútbol Argentino). Amante de la radio y de la cultura europea. Y aunque no le gusta que lo mencionen, obtuvo un Martín Fierro como mejor corresponsal de radio, cubriendo la caída del Muro de Berlín.