Columna Mientras tanto

Querid@ periodista

 

“El periodismo es libre o es una farsa”.

                Rodolfo Walsh.

 

Quisiera que al recibir estas líneas te encontrases bien, en todos los sentidos. Por supuesto que económicamente y en pleno trabajo, que tan difícil es conseguir por estos días. Sé que en muchos casos no va ser así, que posiblemente a much@s este oficio les haya costado la vida, que otr@s siguen peleando desde hace un buen tiempo por encontrar su lugar. Quizá, las condiciones actuales de la tecnología te han llevado a perder el rumbo de la esencia de este oficio. O a emprender un camino independiente de carácter combativo, obsesivo, crítico, comunitario, cultural. Y por qué no, también este día te encuentre con algún premio en tu vitrina.

Es más, puede que muchas veces estés realizando trabajos de un marketinero, de un publicista, de un diseñador o lo que ahora acostumbramos a hacer: correr detrás de un clic o de la aclamada primicia, tratando de contentar a un público que subestimas y muchas veces desprecias.

Pero también hay una probabilidad elevada de que estés haciendo el trabajo de un operador,  del gobierno de turno o de los intereses de los grandes medios: de aquellos gobiernos que mienten, que en su mandato desaparecen personas y de aquellos medios hegemónicos que lanzan, sin recelo, pistas falsas para intentar limpiar las manos de esos mismos gobiernos.

Estarás de acuerdo conmigo o no. Seguramente te encontrarás de uno o del otro lado de la “grieta”; detrás de un micrófono, una cámara o una computadora. O detrás de un concepto filosófico acerca de la “verdad”.  En el lugar que estés, hoy, quiero hacerte llegar un afectuoso saludo.

Porque aunque el título de periodista se lo pone cualquiera, está claro que no todos hacemos periodismo. Pero por el inmenso esfuerzo por informar con ética, o por tapar, distraer u olvidar, tal vez: Feliz día.

Aunque más que hoy, muchos tememos ser felices en una semana con el Mundial de Fútbol, que tendrá la atención de todos.

Siendo esto así, ¿qué nos sorprenderá cuando se nos baje la fiebre de Rusia?

✉ COMENTARIOS

LEAVE A RESPONSE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Periodista formado en Tea y Deportea. Elegí el periodismo como una manera de cumplir con aquello de: “querer cambiar el mundo”. Y descubrí el periodismo cuando entendí que las personas no son fuentes sino voces que deberían ser escuchadas. Creo en el periodismo que transforma, que hace el bien y que genera interés en querer entender ese mismo mundo. Creo que hay historias que deberían ser contadas y que no tienen el espacio. Creo en el periodismo con una mirada constructiva que también sepa escuchar la voz del lector y que invite a su participación. Creo en la búsqueda de ser mejor, no en la de ser el mejor. Colaboré en Diario Publicable, Blasting News, El Lado G, Verum News y Lamula. Lector. Devoto del café. Impaciente. Confiado. Hincha del más grande. Y más.